sábado, 8 de febrero de 2014

Ante los ataques: una web para apoyar al Vaticano en la ONU


Los intentos por echar al Vaticano de la ONU no son nuevos: a finales de los años 90´s e inicios del 2000 diferentes asociaciones pro aborto y anti familia, a las que se sumaron grupos ecologistas, de izquierda y comunistas, realizaron campañas para orillar a que la Organización de las Naciones Unidas expulsará al país más pequeño del mundo que miembro observador y permanente. No lo lograron pero los intentos vuelven con regularidad.

Desde mediados de enero de 2014 han regresado las presiones pero para mostrar que el apoyo civil es mayoritario al de ciertos lobbys la Catholic Family and Human Rights Institute (C-FAM) ha lanzado una web (http://defendtheholysee.org/es/) para que cualquier persona pueda apoyar la causa de la Santa Sede en la ONU.

«La Santa Sede es la conciencia de la ONU. Es la única delegación que no tiene consideraciones políticas en el modo en el que negocia. Lo hace estrictamente a partir de primeros principios. La Santa Sede no puede ser presionada por organismos como el Fondo de Población de la ONU, que a menudo amenazan a los delegados con despidos por no ser lo suficientemente proabortistas y que, además, amenazan a los países con la pérdida de subvenciones», nos dice Austin Ruse, presidente del C-FAM. Y añade: «La Santa Sede no puede ser presionada por países donantes europeos que amenazan a las naciones pobres con la eliminación de subvenciones por no ser proabortistas o pro género o pro gay. Esto significa que la Santa Sede es defensora permanente de la vida, de la fe y de la familia en la ONU. Los gobiernos esperan que ella lidere en estos asuntos. De hecho, si por alguna razón la Santa Sede guarda silencio sobre algún tema, es posible que otros gobiernos no hablen. Ese es el motivo por el que agrupaciones perversas quieren echar a la Santa Sede de la Asamblea General o intimidarla para que guarde silencio. Callar es tan bueno como irse».

Por medio de la web http://defendtheholysee.org/es/ (disponible en varios idiomas, a saber: inglés, francés, alemán, portugués y español) es posible firmar el texto de adhesión y apoyo, tanto como individuos como a nombre de organizaciones. Las firmas serán entregadas en Nueva York, Ginebra y Roma durante el transcurso de este año. «De vez en cuando se vuelve necesario que la gente común demuestre su apoyo por la Santa Sede en la ONU. Ese momento ha llegado nuevamente», puntualiza Austin Ruse.